Home Actualidad Un proyecto europeo liderado por la UPC lleva la telefonía 3G al...

Un proyecto europeo liderado por la UPC lleva la telefonía 3G al corazón de la selva peruana.

81
0
SHARE

“Necesitamos la comunicación. Tráiganosla, por favor”. Ésta fue la demanda de los habitantes de la comunidad de Huitoto (Perú) a Josep Vidal, profesor e investigador de la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC) (España) y director del proyecto europeo TUCAN3G. Una iniciativa que finaliza ahora y que ha demostrado la viabilidad económica y tecnológica de introducir la telefonía móvil 3G en zonas remotas, a bajo coste y en entornos al aire libre, como por ejemplo la cuenca del río Napo y Balsapuerto, en el departamento de Loreto, en el corazón de la selva amazónica peruana.

Comunicarse con los hijos que viven en Lima o fuera de Perú, conocer nietos mediante videoconferencia, coordinarse con un hospital para evacuar pacientes, contactar con proveedores para negociar el precio de la cosecha agrícola o para no quedarse sin productos o alimentos, hacer transacciones bancarias o, simplemente, jugar, compartir y tener experiencias nuevas y enriquecedoras a través de internet, desde un teléfono móvil y desde el lugar donde se vive eran acciones impensables hasta hace poco tiempo por parte de los habitantes de las poblaciones rurales más remotas del Departamento de Loreto, en Perú, donde no llegaban las grandes operadoras de telecomunicaciones. Así lo expresan los pobladores de esta parte de la selva peruana que, gracias al proyecto europeo TUCAN3G, han experimentado estos últimos meses lo que significa salir del aislamiento y no tener que recorrer kilómetros buscando cobertura o el emplazamiento más cercano para comunicarse.

Con una sola frase, Lenivel Conde, técnica de enfermería en la región, expresa el deseo de los habitantes de la zona: “Ahora, lo que esperamos, es que no sea sólo para un periodo, sino que sea eterno”. Como confirma Martín André Fierro, médico en servicio rural: “la comunicación que hemos tenido nos ha ayudado a coordinarnos para el tratamiento de pacientes. Incluso hemos llevado a evacuarlos de manera fluvial y aérea a los hospitales”. Para el profesor de escuela Augusto Tito Tapunilla, la tecnología TUCAN3G es más importante para contactar con los proveedores de los diferentes productos: “Sólo hace falta enviar un mensaje o un whatsapp y ya nos están enviando el producto; así ya no nos quedamos desabastecidos”.

El proyecto europeo TUCAN3G, dirigido por Josep Vidal, investigador del Departamento de Teoría de la Señal y Comunicaciones de la UPC y profesor de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Telecomunicación de Barcelona (ETSETB), ha demostrado la viabilidad económica y tecnológica de introducir la telefonía móvil 3G en zonas remotas de la selva peruana, donde los habitantes viven en situaciones muy precarias. Los resultados del proyecto han superado con creces los objetivos iniciales: en lugar de una plataforma piloto para conectar cuatro de las 20 poblaciones existentes en un área de 400 kilómetros, se han instalado dos plataformas que proveen telefonía 3G a seis poblaciones de la ribera del Napo y de la zona de Balsapuerto: Tachsa Curaray, Tuta Pischo, Negro Urco, Libertad, Varadero y San Juan.

Con un millón y medio de euros del séptimo Programa Marco de la Unión Europea y del Fondo de Inversión en Telecomunicaciones del estado peruano (FITEL), la iniciativa ha contado con la participación de empresas e instituciones españolas, europeas, colombianas y peruanas, entre las cuales figuran también compañías de telefonía y de telecomunicaciones internacionales y de la región.

El reto del proyecto ha sido, por un lado, dar servicios de voz y datos 3G en puntos lejanos, poco accesibles y en un entorno de pocos recursos económicos mediante unos dispositivos de bajo coste, conocidos como femtoceldas, que funcionan como miniestaciones de base de pocos canales y de baja potencia. Estos dispositivos, de un tamaño similar a la de los routers wifi, son muy útiles para entornos rurales, donde la señal no se encuentra con los mismos obstáculos que en entornos urbanos. Además, como consumen muy poco y tienen capacidades auto organizativas, no requieren personal técnico para hacerlos operativos.

En cada una de las seis poblaciones se han instalado dos femtoceldas 3G que se conectan a una red que opera con Wi-Fi 802.11n a larga distancia, basada en la que ya utiliza la Fundación Enlace Hispano Americano de Salud (EHAS), uno de los socios del proyecto, en la atención de la salud y en aplicaciones de telemedicina a la región. De esta manera, se han aprovechado las torres que utiliza el EHAS, de unos 90 metros de altura cada una y separadas entre sí a una distancia de entre 30 y 70 km, para conectar las femtoceldas 3G de las poblaciones a través de múltiples saltos hasta la red troncal del operador de telefonía mócil 3G desde la población de Libertad a Lima. En el caso de la cuenca del Napo, la conexión se hace a través de un satélite que concentra, de manera eficiente, el tráfico de las señales procedentes de varias poblaciones de la cuenca.

Mediante este proyecto, las localidades de la zona ya pueden acceder a los servicios asociados a la tecnología móvil 3G para la transmisión de voz y datos. El proyecto ha conseguido integrar y mejorar tecnologías con tal de desplegar un sistema de comunicación con un coste bajo y un consumo reducido, ya que la energía solar es la única fuente de energía disponible.

A la vez, se ha desarrollado un modelo de negocio por el cual se demuestra que la solución propuesta es económicamente sostenible para la introducción progresiva de los servicios de voz y datos de banda ancha en comunidades de menos de 250 habitantes, dado que las soluciones existentes requieren un mínimo de 1.000 habitantes por comunidad para ser sostenibles. A través de este sistema, en funcionamiento estable desde el febrero pasado, se han efectuado unas 40 llamadas diarias por localidad durante los últimos meses, una cifra que, previsiblemente, llegará en breve a las 80 llamadas por localidad.

La experiencia del proyecto TUCAN3G, tanto desde el punto de vista de la rentabilidad económica como de la tecnología implementada, se pueden exportar en un futuro a otros entornos rurales y a zonas aisladas de todo el mundo. De hecho, el entorno geográfico y las condiciones sociales y económicas de las regiones amazónicas donde se han implementado son las más desfavorables posibles; por tanto, la viabilidad económica en otras regiones del mundo está garantizada. Del mismo modo, el proyecto abre la puerta a tirar adelante nuevas iniciativas vinculadas a la tecnología móvil 3G, tanto en lo que se refiere a la conexión de la red como a servicios y aplicaciones para comunidades donde no llegan las grandes compañías de telefonía móvil. “Pese a todo”, especifica Vidal, “estas compañías están interesadas en dar apoyo a iniciativas como TUCAN3G, que son una pieza clave para llegar a zonas donde actualmente las personas no disponen de ningún sistema de comunicación de banda ancha. Sólo en el caso de Perú”, afirma el profesor Josep Vidal, “hay 5.000 poblaciones sin telefonía móvil”.

La Corporación Andina de Fomento invertirá un millón de dólares para hacer que la infraestructura TUCAN3G se desplegué en 15 poblaciones más de la zona de Loreto. Un despliegue, explica Josep Vidal, que contará con la intervención de iniciativa pública y privada, y con la participación “de operadores rurales de infraestructura móvil, que es una nueva figura surgida al amparo de una legislación específica y que, sin duda, será fundamental para el desarrollo humano de las comunidades”. Con TUCAN3G se está rompiendo el círculo virtuoso en el que viven las poblaciones amazónicas peruanas: “los pocos ingresos de los habitantes hace que haya poco interés por parte de los operadores de telefonía, y la falta de comunicaciones incide en la falta de desarrollo humano y en la pobreza”.

Para Andrés Martínez, coordinador técnico del proyecto y profesor de Teoría de la Señal y Comunicaciones de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), de Madrid, “este tipo de proyectos buscan soluciones alternativas para evitar que aumente la fractura digital, no solo entre países desarrollados y los que están en vías de desarrollo: también entre zonas urbanas y rurales de un mismo país. Estas tecnologías”, añade, “están pensadas para quien más necesita la comunicación”.

Los resultados del proyecto se han publicado, así mismo, en la revista científica IEEE Communications Magazine (volumen 54, número 7), de referencia en el ámbito de la ingeniería de telecomunicaciones.

En el proyecto han participado 11 entidades. Por parte española, lo han hecho la UPC, coordinadora del proyecto, la URJC, como coordinadora técnica, la Fundación EHAS y Telefónica Internacional Wholesale Services (TIWS). Las instituciones y empresas peruanas han sido la Universidad Católica del Perú (PUCP), el Fondo de Inversión de Telecomunicación (FITEL) y la compañía Telefónica del Perú (TdP), mientras que las colombianas son la Universidad del Cauca (Unicauca) y el Centro Regional de Productividad de Innovación del Cauca (CREPIC), y las europeas, la inglesa IP.Access (IPA) y la griega Knowledge and Innovation Consultants (KINNO).

Las soluciones propuestas por TUCAN3G se pueden aplicar directamente en entornos rurales remotos de cualquier ámbito geográfico: en países desarrollados, haciendo que los despliegues 3G o 4G remotos sean más rentables económicamente. En el ámbito español, según datos del Ministerio de Industria, Energía y Turismo (Informe Cobertura de banda ancha en España en el primer trimestre de 2015, en PDF) pese a que la telefonía de banda ancha en 3G llegó al 99,7% de los hogares en el primer trimestre del año 2015, este dato disminuye sensiblemente en los municipios con una población inferior a los 500 habitantes: en los que tienen entre 101 y 500 habitantes, la cobertura 3G llega al 92,1% de los hogares, mientras que en los de menos de 100 habitantes, disminuye hasta el 75,6%.

En lo referente a la tecnología 4G, todavía en implantación en el Estado español, la media de cobertura nacional en el primer trimestre de 2015 fue del 75%, con grandes diferencias entre comunidades autónomas: Melilla, Madrid y Ceuta al frente, con una cobertura superior al 95,3% de los hogares, y con Castilla-La Mancha y Extremadura por la cola, con una cobertura menor del 43,4% de los hogares.

Según el tipo de población, la cobertura de telefonía 4G se concentraba en 2015 entre los municipios de más de 20.000 habitantes, mientras que se reducía drásticamente en los municipios con menos población: sólo llegaba al 55,8% de los hogares en el caso de los municipios de 10.001 a 20.000 habitantes, al 37,3% a los de entre 5.001 y 10.000 habitantes; al 15,6% de los hogares de localidades de 2.001 a 5.000 habitantes; al 8,5% de los hogares en municipios de entre 1.001 y 2.000 habitantes; al 3,3% de los municipios de entre 501 y 1.000 habitantes; al 1,1% de los hogares de comunidades de 101 a 500 habitantes, y al 0,5% de los hogares de municipios de menos de 100 habitantes.

En lo referente a los datos de Cataluña, la cobertura de telefonía móvil se puede consultar en la web del Departamento de Empresa y Conocimiento de la Generalitat.

TUCAN3G es la primera iniciativa del séptimo Programa marco de I+D de la UE en el ámbito de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) que coordina la UPC con socios de países no comunitarios. También es un claro ejemplo del peso que tiene la UPC en la obtención de proyectos europeos dentro del ámbito de las TIC, en el cual es la universidad catalana que lidera las iniciativas.

(Fuente: UPC)

Video: https://youtu.be/i-CLahBb_4Q